POWERED BYmaster lex

IMPORTE A PAGAR DEL IMPUESTO A LAS PERSONAS JURÍDICAS 2020

El Ministerio de Hacienda inició a partir de ayer, 1 de enero, el cobro del impuesto a las personas jurídicas del período 2020.  Las sociedades obligadas contarán con plazo hasta el próximo 31 de enero para cumplir con este pago,  sin intereses ni multas.

De acuerdo con la Ley de Impuesto a las Personas Jurídicas, Ley No 9428, la tarifa que anualmente deberán pagar las sociedades utilizará como referencia el salario base mensual que se establece en el artículo 2 de la Ley N.º 7337.  El  Consejo Superior del Poder Judicial fijo dicho salario base en la suma de  ¢450.200,00 (cuatrocientos cincuenta mil doscientos colones exactos) para el presente período.

Por consiguiente, el importe anual que deberán pagar las sociedades mercantiles dependiendo de los ingresos brutos declarados  en el período fiscal 2018-2019, o según sean o no contribuyentes,  será el siguiente:

1.Sociedades no inscritas en el RUT como contribuyentes del impuesto sobre la renta o  sociedades declarantes pero no contibuyentes en el impuesto sobre la renta, pagan un 15% del salario base, a saber, la suma de  ¢67,530

2.Sociedades inscritas en el Régimen de Tributación Simplificada, sociedades inscritas como contribuyentes del impuesto sobre la renta que declaran ingresos (casilla No. 35) en cero o sin actividad, sociedades inscritas que hayan declarado ingresos brutos menores a 120 salarios base, es decir, inferiores a ¢54,024,000 colones, pagarán el 25% del salario base a saber la suma de ¢112,550.00

3. Sociedades con ingresos brutos mayores de 120 salarios base pero inferiores a 280 salarios, es decir, inferiores a ¢126,056,000 pagan el 30% del salario base, a saber la suma de  ¢135,060.00

4. Sociedades con ingresos brutos mayores a 280 salarios, pagan el 50% del salario base , a saber la suma de: ¢225,100,00

5. Sociedades nuevas que se inscriban:  Les corresponderá pagar proporcionalmente a los días que resten entre la fecha de su efectiva inscripción registral y el último día del período 2019 (31 de diciembre),  partiendo del importe de ¢67,530  

Entes de recaudación: Bac San José, Banco de Costa Rica, Banco BCT, Davivienda, Banco Nacional, Banco Desyfin, Banco Lafise, Scotiabank, Soctiabank Tranformándose, Promérica, Banco Improsa, Banco Cathay, Banco Geeral, Banco Prival, Teledólar, Grupo Mutual Alajuela, Cruz Roja Costarricense, Tiendas Ekono, Servimás y BN Servicios.

Be Sociable, Share!
  • Twitter
  • Facebook
  • email
  • Google Reader
  • LinkedIn
Lic. Silvia Pacheco. Editora General

Abogada y notaria. Especialista en administración de bases de datos de información jurídica, investigaciones jurisprudenciales y editora de contenidos legales. Consultora en proyectos de informática jurídica en la región centroamericana. Colaboradora del sitio www.leylaboral.com Encargada de la administración y actualización de Master Lex Cálculos Legales: timbres, honorarios profesionales, patentes, prestaciones laborales y otros. Moderadora del blog www.puntojuridico.com

14 de 30 Comentarios

  1. Luis Miguel • 22 enero, 2020

    No me aparece el cobro del IPJ sin embargo todos los años se ha cancelado, existe la manera que yo pueda cancelarlo voluntariamente aunque no me aparezca el cobro. Sera que hay que gestionar algún formulario en especial?

    Responder
    • Lic. Silvia Pacheco. Editora General • 22 enero, 2020

      No hemos escuchado de alguna otra forma para pagar el impuesto a las personas jurídicas que no sea en el sistema de Conectividad de Hacienda. Recuerde que ya no se debe utilizar la opción que existía antes el BCR para pagar este impuesto a favor del Registro Nacional. Esa opción solamente corresponde a los períodos 2012-2015 . A partir del 2017, con la nueva Ley de Impuesto a las Personas Jurídicas, el pago se debe hacer a favor de Hacienda, en la misma forma como se pagan otros impuestos como el de la renta, IVA, etc.

      Responder
  2. Javier Cerdas • 18 enero, 2020

    Buen día!

    Las sociedades anónimas activas que son PYME pagan el impuesto a las sociedades como cualquiera que no lo sea?

    Gracias.

    Responder
    • Lic. Silvia Pacheco. Editora General • 18 enero, 2020

      Sobre su consulta nos permitimos transcribir textualmente de la Ley de Impuesto a las Personas Jurídicas:

      «Artículo 16.- Exención.

      Estarán exonerados los contribuyentes que se encuentren realizando actividades productivas de carácter permanente, clasificadas como micro y pequeñas empresas e inscritas como tales en el registro que al efecto lleva el Ministerio de Economía, Industria y Comercio (MEIC); asimismo, los pequeños y medianos productores agropecuarios inscritos como tales en el registro que a tal efecto lleva el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) y que estén debidamente registradas como contribuyentes ante la Dirección General de Tributación, del Ministerio de Hacienda, al momento de producirse el hecho generador del tributo.

      En el caso de las personas jurídicas que cumplan con las condiciones establecidas en este artículo, la exoneración se aplicará para el periodo fiscal siguiente a su cumplimiento.»

      Responder
  3. Monica Navarro • 15 enero, 2020

    En el caso de sociedades disueltas por el Registro por no pago del impuesto, se puede cancelar voluntariamente el impuesto debido? Como se hace esa cancelación? Gracias

    Responder
  4. Kimberly Aguilar • 09 enero, 2020

    Deseo consultar, si saben si hay posibilidad de realizar el pago de este impuesto en pagos parciales?

    Responder
    • Lic. Silvia Pacheco. Editora General • 11 enero, 2020

      No tenemos conocimiento de que sea posible pagar el impuestos en tractos. Lo que sí se puede pagar – en caso de que se deban varios períodos (2017, 2018, 2019 o 2020) es pagar cada uno en forma independiente, pero un mismo período en varios pagos, no estamos seguros.

      Responder
  5. Evelyn Loaiza Blanco • 06 enero, 2020

    Buenas tardes. Feliz Año 2020..!! Tengo una duda que ni siquiera en el Ministerio de Hacienda me supieron aclarar. Agradezco infinitamente cualquier comentario o aporte. Existe un cúmulo de sociedades que por ley 9024, deberían estar disueltas, al tener más de 3 años de no pago del impuesto a las personas jurídicas. Por ejemplo: vienen arrastrando un par de años del tiempo en el que el cobro estuvo a cargo del Registro Nacional, y ya más de tres años, desde que este impuesto pasó a manos del Ministerio de Hacienda. Sé que hubo una circular el año pasado, que dirimió un conflicto de competencia entre ambos, Registro y Hacienda, para actuar en relación con este impuesto. Al final, esa circular resolvió que le toca al Ministerio de Hacienda. Sin embargo, por razones que desconozco, no existe ningún departamento específico que atienda este nuevo encargo, y a la vez, tienen tanto trabajo acumulado, que NO HAN ENVIADO las publicaciones correspondientes para ordenar o decretar la disolución, de modo que los periodos de impuesto de personas jurídicas se siguen acumulando, cuando más bien, no deberían correr más, porque ya la sociedad debería estar disuelta y no lo está, por inoperancia del Ministerio de Hacienda.. Entonces.. estas sociedades, deberían estar disueltas por disposición de ley, pero no lo están, por falta de ejecución en tiempo del órgano competente. Siguen entonces vivas, porque no existe una declaratoria de disolución? Deben por tanto seguir pagando impuestos, o acumulando impuestos de personas jurídicas, pese a que por ley deberían estar disueltas? Procedería que se instara la disolución por solicitud de parte, cuando es una ley que ordena su disolución? Perdón, la analogía, pero para mí, sería como matar lo que ya está muerto por ley…. En ese limbo en el que se encuentran, están obligadas a declarar en el Registro de Transparencia? Por favor.. alguien que me ilumine… Gracias!!

    Responder
    • Lic. Silvia Pacheco. Editora General • 07 enero, 2020

      Muy interesante esta situación que expone en su comentario. Efectivamente de acuerdo con la Ley de Impuesto a las Personas Jurídica, cuando se acumulan tres períodos de morosidad, procede la disolución de la sociedad. El art. 7 dispone expresamente lo siguiente:

      Artículo 7.- Disolución y cancelación de la inscripción.

      El no pago del impuesto establecido en la presente ley por tres períodos consecutivos será causal de disolución de la sociedad mercantil, la empresa individual de responsabilidad limitada o la sucursal de una sociedad extranjera o su representante.

      Sin embargo, en nuestra opinión muy personal, se trata apenas de una «causal de disolución» , no resulta obligatorio, ni automático que las sociedades deudoras se disuelvan por este motivo, sino que tiene que existir todo un proceso y el Estado es el encargado de gestionarlo. Por lo tanto, hasta el momento en que esa disolución no sea declarada oficialmente, deben las sociedades seguir cumpliendo con todas las responsabilidades que de acuerdo con la Ley deben atender, incluyendo el Registro de Transparencia y Beneficiario Finales, y el pago de todos los períodos de impuesto a las personas jurídicas que puedan acumularse hasta la efectiva disolución de las personas jurídicas.

      Responder
      • Evelyn Loaiza Blanco • 07 enero, 2020

        Muchísimas gracias Licenciada. Me quedó claro.

        Responder
      • Rolando Mora • 13 enero, 2020

        Revisando en el Registro Nacional, una sociedad anónima que tengo pero que núnca la utilicé acumula los periodos de pago del 2012 – 2015 y el Estado: Disuelta por la Ley 9024

        En este caso no aplicaría para el Registro de Transparencia y Beneficiario Finales ni el impuesto a sociedades inactivas con fecha de expiración al 31 del presente mes?

        Muchas gracias por su ayuda!

        Responder
  6. ALLAN GARRO • 02 enero, 2020

    Muchas gracias igualmente!

    Responder
  7. Zulema Villalta Bolaños • 02 enero, 2020

    Excelentes actualizaciones, muchas gracias.

    Responder

Dejar un comentario
PAUTAS PARA PARTICIPAR EN ESTE BLOG

*