POWERED BYmaster lex

Del cambio de jornadas, horarios y descansos

Con la debida autorización nos permitimos retransmitir a continuación otro interesante comentario preparado por el Dr. Alfonso Carro, especialista en Derecho del Trabajo.

————————————————————————————————————————————————————————-

«Nuestro Código de Trabajo no contiene disposiciones expresas o reglas claras para los empresarios y trabajadores, que les permitan entender los límites al poder de dirección de aquellos, y al deber de obediencia de estos en los casos concretos del día a día de la producción y el trabajo.

Sin embargo, con el tiempo los Tribunales de Justicia se han ido encargando, sobre la base de la solución de caso por caso, de ir estableciendo esos criterios, que son los que manejamos quienes nos especializamos en temas laborales.

Por supuesto que esta falta de claridad de nuestra legislación, deviene en muchos conflictos y diferencias, que igualmente serán a ser resueltas por jueces especializados, pero a un gran costo para las partes, el Estado y para la sociedad en general. Convertir en litigios las controversias y diferencias no es la mejor solución para este tipo de conflictos, ya lo hemos dicho en varias oportunidades en esta columna.

Por eso insisto en escribir semana a semana esta columna; para desarrollar con palabras más o menos entendibles, muchos de esos criterios que no están en la ley.

Lo primero es entender que la jornada de trabajo y el horario son diferentes conceptos. La jornada de trabajo es la cantidad de horas que cada trabajador labora en el día y en la semana. Existe la jornada diurna ordinaria, que tiene un límite de ocho horas cada día y cuarenta y ocho a la semana; la jornada nocturna ordinaria, que tiene un límite de seis horas cada día, y treinta y seis a la semana; y la mixta ordinaria, que tiene un límite de siete horas cada día, y cuarenta y dos por semana. Hablo de jornadas ordinarias, porque se pagan sencillo; si la jornada de un trabajador excede esos límites ordinarios para cada día, se debe pagar por jornada extraordinaria, que es el equivalente a 1.5 veces lo que se paga la hora ordinaria. Así, hay jornadas ordinarias de ocho horas, seis horas y siete horas por día.

El horario es en cambio cómo se distribuyen en el día natural las horas de mi jornada. Mi horario es de 8:00 a.m. a 5:00 pm con una hora de almuerzo. Mi jornada es diurna de ocho horas.

Los empleadores tienen dentro de sus potestades la de dirección, y los trabajadores tienen dentro de sus obligaciones la obediencia. Los primeros pueden variar unilateralmente el contrato de trabajo, pero siempre que no se varíen partes esenciales del mismo. Sin embargo, el poder de dirección no puede ejercerse antojadizamente imponiendo cambios unilaterales al contrato de trabajo, sino que tiene que obedecer a razones de empresa. Esto constituye un límite al poder de dirección que tiene consecuencias muy graves en la práctica. El acoso laboral, por ejemplo, normalmente se produce a través de un irregular uso del poder de dirección, mediante órdenes que no tienen razón de empresa, pero esto quedará para otra columna. Razón de empresa quiere decir que el negocio, cualquiera que sea su giro, exige que se hagan esos cambios, para lograr mejores resultados, o competitividad.

El segundo límite lo constituye la otra cara de la moneda: siempre que al trabajador no se le produzca un daño demostrable, pueden modificarse condiciones no esenciales del contrato de trabajo unilateralmente. Normalmente el empleador puede variar el horario de sus empleados, pero hay que tomar en cuenta que una variación en el horario puede significar una variación en la jornada, y ésta es un elemento esencial del contrato de trabajo.

Si al trabajador con el horario de 8:00 a.m. a 5:00 p.m., el patrono le varía el horario de 10:00 a.m. a 7:00 p.m. con una razón de empresa, y sin que se le produzca un daño grave,- como por ejemplo, que el cambio le impida continuar estudiando-, puede hacerlo legalmente, aún que el trabajador no esté de acuerdo.

Sin embargo, si al mismo trabajador se le exige que su nuevo horario será de 2:00 p.m. a 11:00 p.m., no sólo se le está variando el horario sino también la jornada, porque está pasando de una jornada diurna ordinaria de ocho horas por día, a una mixta cuyo máximo es de siete horas por día. En este caso, aun cuando se le reconozca una hora extraordinaria, haya una razón de empresa, y no se le cause daño al trabajador, la variación no puede ser unilateral.

El cambio horario y de la jornada también puede tener implicaciones en el día de descanso semanal. Esto produce muchos desacuerdos, sobre todo cuando estamos frente a jornadas rotativas, cuando los trabajadores tienen varios roles durante el mes, es decir, se distribuyen los días de trabajo de manera distinta cada semana.

Sobre este punto existe un criterio jurisprudencial bastante desconocido, que obliga a que entre cambio de turno y el nuevo turno, deben existir al menos veinticuatro horas de descanso absoluto, que se deben contabilizar de las doce de la noche del día de descanso, hasta las doce de la noche del día siguiente. Es un día natural de descanso semanal absoluto por cada semana laborada. En la práctica, esto significan más de veinticuatro horas.

Cambios en la jornada también lo constituyen cuando se pasa de trabajar cinco días a la semana en jornada acumulativa semanal, a trabajar adicionalmente los sábados la mitad del día; igualmente cambio en la jornada es cuando se le exige a un trabajador laborar en vez de cuarenta y cuatro horas semanales, el máximo de cuarenta y ocho horas. Por lo general, estos cambios no pueden ser unilaterales.»

 (Artículo del Dr, Alfonso Carro escrito para CRHOY OPINION.   El Dr. Carro es abogado y notario público graduado de la Universidad de Costa Rica. Miembro del Bufete Central Law Quirós Abogados.  Especialización en Derecho del Trabajo, Universidad de Salamanca, España. Maestría en Ciencias del Análisis y Resolución de Conflictos, Nova Southeastern University, Florida, EE.UU. )

Be Sociable, Share!
Lic. Silvia Pacheco. Editora General

Abogada y notaria. Especialista en administración de bases de datos de información jurídica, investigaciones jurisprudenciales y editora de contenidos legales. Consultora en proyectos de informática jurídica en la región centroamericana. Colaboradora del sitio www.leylaboral.com Encargada de la administración y actualización de Master Lex Cálculos Legales: timbres, honorarios profesionales, patentes, prestaciones laborales y otros. Moderadora del blog www.puntojuridico.com

8 de 20 Comentarios

  1. Luis Salazar • 11 enero, 2021

    BUen dia

    Durante 7 años que tengo de trabajar en la empresa he tenido 45 minutos de almuerzo, pero mi patron quiere modificarlo a 1 hora y que tengamos que trabajar mas horas, lo puede hacer?

    Responder
    • Lic. Silvia Pacheco. Editora General • 12 enero, 2021

      Nos parece que según lo que explica el Lic. Alfonso Carro en su artículo, no sería posible tal cambio de horario pues conlleva una afectación de la jornada. Pero mejor consulta directamente en las oficinas del Ministerio de Trabajo.

      Responder
  2. mario cocozza • 15 diciembre, 2019

    Tengo unas ciertas dudas: Se supone que uno debe de tener 12h entre jornadas de trabajo aprox, pero por ejemplo partamos del horario 10:00 a 19:00; las 12h se cumplirian a las 7:00, pero que pasaria si el horario se extendiera por extras de 10:00 a 22:00 ¿Las 12h se siguirian hasta las 7:00 o pasaria hasta las 10:00 por las extras?¿Ademas al pasar por extras 10:00 a 22:00 pasaria a ser una jornada mixta o serian solo las 3h extras (1.5) y si tendrian otro valor de calculo ?

    Responder
  3. Yobana • 24 julio, 2019

    Hola, resulta que dos dias antes de reintegrarme de mi licencia anual me entro que me vas a cambiar el horario y mi dia de descanso sin antes hablarlo y llegar a un acuerdo. Yo le pregunte pr que no me habia avisado antes q esos tema se hablamos y me dijo q era muy siempre q si no me gustaba q me fuera!! No entendi nada

    Responder
  4. Lidianeth santamaria • 09 septiembre, 2017

    Estimado abogado: Soy funcionaria publica, dentro de la institución salió un concurso para ascender, en el cual participe, dentro de la plaza concursada se solicitaba 44 horas de trabajo semanal, yo tenia una jornada diurna de 37 horas semanales en la plaza que tengo desde hace 20 años, la institución hizo una reforma al reglamento en donde cambio la jornada laboral a 44 horas, y por lo tanto nos obliga a que si queremos ascender nos cambian la jornada a 44 horas, sin el reconocimiento económico dado que hay funcionarios con mi misma plaza que mantienen el horario de 37 horas, la pregunta es jus variandi abusivo o es legal que un mismo patrón cambie las condiciones, sin que exista ninguna necesidad, y no seria problema pero con la respectiva remuneración, porque estoy trabajando de gratis, 36 horas mensuales de mas, en iguales condiciones que otros que solo trabajan la jornada de 36 horas semanales o sea trabajo 9 horas semanales mas que los otros. donde me puedo apoyar para que me ayuden? gracias

    Responder
  5. Miguel Angel • 28 septiembre, 2016

    Estimado Dr. Garro, que pasa en el caso de los músicos, la situación es la siguiente, históricamente la jornada de los músico ha sido de cerca de 4 horas diarias de martes a viernes, los domingos por la naturaleza de nuestra actividad laboramos cerca de 3 horas, sin embargo contamos con lo que se podría llamar imprevisibilidad ya que podemos ser convocados a cualquier hora cualquier día de la semana, hace 170 años éramos empleados del ejercito nacional desde 1949 pasamos a seguridad publica y en el año 82 a Cultura y Juventud, cuando se ingreso al sistema del Servicio Civil se nos ubico como con una jornada de 8 horas diarias (así consta en la P 21) sin embargo no hubo modificaciones a la jornada que se realiza, el tema es que ahora la administración pretende obligarnos a cumplir con una jornada de 8 horas de 8 a 4 de lunes a viernes, pero siempre realizando la actividad de los domingos y manteniendo la imprevisivilidad, la cual no es en pocas ovaciones que se aplica por la naturaleza de nuestra actividad.

    Responder
  6. DIEGO • 09 junio, 2014

    Buenos dias don Alfonso, tengo una duda con respectoa al cambio de jornada, en este caso es pasar de una jornada diurna ordinaria de 8 horas a una de medio tiempo, en este caso el empleador puede cambiar el horario unilateralmente por reestructuracion?? o debe de liquidar al empleado y contratarlo con las nuevas condiciones?? agradezco sus comentarios.

    Responder
  7. MARIA LOURDES DELGADO JIMENEZa • 22 mayo, 2014

    Tendremos alguna jurissprudencia sobre este tema, es que tengo una consulta sobre el comentario anterior, a una empleada el jefe la bota sin responsabilidad porque estando de vacaciones no le atiende llamadas ni le llama, buenas tardes

    Responder

Dejar un comentario
PAUTAS PARA PARTICIPAR EN ESTE BLOG

*